Nuestro hogar está en Congo, hoy y aquí

Alboan Alboan
26/02/2014
Nuestro hogar está en Congo, hoy y aquí

Octavio Romano, de ALBOAN. “Hoy y aquí necesitamos rehabilitar decenas de aulas de escuelas destrozadas por el paso de la guerra, hoy y aquí es el momento de decir basta a la inhumanidad que reina en el Este de la RDC”.

Goma (RD Congo),26 de febrero.- La lluvia sobre el paso fronterizo de La Corniche cae inmisericorde. “Pero dónde están éstos”, me pregunto emulando al patrón de la maravillosa y triste La Planta 14 de Víctor Manuel. Son las cuatro de la tarde, llevo desde las seis de la mañana atravesando Burundi y Ruanda, y los pasos fronterizos han ido sorprendentemente bien… en éste último de Gisenyi a Goma, RD Congo, Papa Marcel - el poli de aduanas congoleño - incluso me ha sonreído.

Por fin Mastaki, el chófer del Servicio Jesuita a Refugiados (SJR), me recoge en el lado congoleño. Está como siempre, feliz de verme.

No trataré de explicar por qué esta ciudad sigue invadida por la basura, por qué hay gente que pasa el día tirada en el suelo, por qué el tráfico es un caos, por qué nadie arregla ni un metro cuadrado de carretera, por qué la mitad de las casas están que se caen, por qué hay más restaurantes que nunca para musungus (blancos), no me creo tan listo, y además necesitaría una buena dosis de tiempo y ganas.

Sólo diré que miles de personas se hacinan desde hace más de un año en los campos de desplazados de las afueras de Goma. Grandes extensiones de “quita y pon” para que Naciones Unidas pueda albergar cíclicamente a las víctimas del conflicto de turno. En ALBOAN conocemos esto bien… en 2008 y en 2012 ya estuvimos acompañando a los equipos del Servicio Jesuita a Refugiados (SJR) evacuados de Goma en sendas tomas de la ciudad por el CNDP y el M-23, respectivamente.

Honestamente, me late más hablar de DIGNIDAD. Con mayúsculas. Esa que el Servicio Jesuita a Refugiados está intentando dar a la gente de los campos, por medio de la Educación. Y me temo que aquí no hay lugar para avanzadas teorías que vinculan la acción humanitaria con “ulteriores fases de desarrollo”… eso mejor lo dejamos para donde y cuando se pueda. En el Este del Congo, donde nunca se sabe cuándo y dónde va a saltar la chispa de un nuevo conflicto, la Acción Humanitaria es hoy y aquí.

Hoy y aquí necesitamos rehabilitar decenas de aulas de escuelas destrozadas por el paso de la guerra, hoy y aquí es nuestra misión escolarizar al mayor número posible de niños y niñas desplazadas, hoy aquí debemos suministrar material educativo para más de 2.000 estudiantes de secundaria y manuales pedagógicos para el profesorado, hoy y aquí podemos luchar contra el abandono escolar fomentando actividades generadoras de ingresos entre las asociaciones de padres y madres de alumnos, hoy y aquí es nuestra responsabilidad asistir a las personas más vulnerables – ancianos, discapacitados, mujeres víctimas de violencia sexual - de los campos, hoy y aquí es la hora de presionar a Naciones Unidas para que no disminuya las raciones alimenticias en los campos, hoy y aquí es el momento de decir basta a la inhumanidad que reina en el Este de la RDC.

ALBOAN está en presente en Goma. Hoy, y durante el tiempo que sea necesario, pase lo que pase, éste será nuestro hogar.

Kategoria: